14 de septiembre de 2018

El triciclo rojo - Vincent Hauuy

FICHA DEL LIBRO
Autor:
Vincent Hauuy
Título:
El triciclo rojo
Editorial:
Grijalbo
Año de edición:
2018
Páginas:
464
P.V.P.
19,90 euros




Sinopsis:
Han pasado cinco años desde el terrible accidente en que murió su esposa y Noah Wallace, un brillante analista criminal, está retirado desde entonces. Pero una postal encontrada en la escena de un crimen atroz le implica directamente y su antiguo compañero lo llama de inmediato. En cuanto llega, ambos se dan cuenta de que todo apunta a la última investigación en que trabajaron juntos y a un asesino al que daban por muerto. En ese momento, en la mente de Noah aparece un triciclo rojo.
Mientras, una joven periodista y bloguera, aficionada a los misterios sin resolver y a las organizaciones secretas, recibe un correo que la invita a acceder a la Darknet para seguir la pista de un reportero desaparecido en los años setenta.
¿Y si ambos casos estuvieran vinculados por un sórdido secreto?
Fuente: web de la editorial


Resultado de imagen de separador


Opinión personal:
Una enigmática portada es lo que más me atrae de una novela y esto fue lo que ocurrió con "El triciclo rojo". Este juguete infantil, caído en un charco, acaparó mi atención desde el primer momento en que lo vi entre las novedades de la editorial. Hoy os traigo mis impresiones sobre una novela que, según algunos críticos, presenta ecos de Stephen King y que se alzó con el premio Michel Bussi al mejor thriller francés del 2017.

El primer capítulo de la novela ya es, por sí mismo, desgarrador. Nos ubica en Nueva York y en él se evoca un pequeño triciclo rojo corriendo por una calle a gran velocidad. Varias son las personas que, ocupadas en sus quehaceres diarios, no le prestan atención ni se percatan de lo que acontece a continuación. Este comienzo será el núcleo focalizador de todo el argumento que a continuación se va a desarrollar.

Noah Wallace era uno de los mejores perfiladores criminales, pero ahora trabaja como simple auxiliar administrativo y mantiene una lucha constante con sus problemas de concentración, las pérdidas de conciencia y hasta cierta dificultad para hablar, secuelas que arrastra como consecuencia de un grave accidente de coche en el que se vio implicado y que le costó la vida a su mujer. Obligado al uso de un bastón para caminar y convertido en un yonqui del Vicodín, Noah hace cinco años que no ha puesto los pies en el escenario de un crimen, pero su vida dará un giro radical cuando su nombre aparece en una postal hallada junto a los cadáveres de un homicidio cometido en Canadá y que le implicará, de nuevo, en una investigación como consultor de la Policía Estatal de Vermont. Todo sugiere que este crimen tiene relación con el último caso que investigó, obra de un asesino en serie que estuvo activo hace cinco años y al que Noah vio morir en el mismo accidente que estuvo a punto de convertirlo en un vegetal, el Demonio de Vermont. Aquel asesino lo implicó en un peligroso juego: le dejaba mensajes y le hablaba a través de sus "obras". El actual homicida muestra exactamente el mismo modus operandi y todas las pruebas indican que el Demonio de Vermont ha vuelto o que estamos ante un imitador.

"El triciclo rojo" contiene a su vez una segunda subtrama protagonizada por Sophie Lavallée, una joven e imprudente periodista que administra un blog centrado en casos que han sido archivados y teorías conspirativas. Un email anónimo, recibido a raíz de la publicación de un artículo aparecido en el blog, la pone tras la pista de un reportero que desapareció sin dejar rastro, poco después de abandonar su profesión para convertirse en detective especializado en la investigación de personas desaparecidas.

Dos casos sin aparente conexión entre sí. Dos investigaciones que discurrirán paralelamente para finalizar fusionándose toda vez que desentrañan una compleja trama de nivel sudoku diabólico, en la que se combinan diferentes elementos, donde nada es lo que parece y que nos irá acercando al pasado de Noah, su protagonista principal. Piezas de un rompecabezas que hay que ensamblar y cuyas respuestas podrían ser fatales…

La mezcla gradual de las dos subtramas que conforman su argumento está planificada de manera inteligente. De la mano de un narrador omnisciente, con multitud de capítulos breves sin numeración, pero encabezados por un título que en ocasiones hace referencia a palabras inusuales y que me han instado a buscar su significado en el diccionario, y escrito con una prosa sencilla, a base de frases cortas, el autor ha logrado ensamblar un thriller de ritmo desigual y una narrativa muy descriptiva y visual, que lleva a cabo un extraordinario análisis psicológico de Noah para permitir al lector conocer sus pensamientos y entender los miedos que lo abruman a cada momento. Un personaje bien definido y matizado, un hombre un tanto peculiar, totalmente roto y perdido, en el que se produce una clara dicotomía entre el que era antes del accidente y lo que es ahora. El mismo cuerpo, pero distinto espíritu. Sus reflejos se han ralentizado y percibe las cosas de una manera diferente. Él es la pieza maestra alrededor del que gravita una intrincada trama con muchos hilos por conectar y una tupida mescolanza de temas, algunos de los cuales están cogidos con alfileres y me ha parecido que no acaban de cuajar. En cuanto al resto de personajes secundarios nos vamos a encontrar con estereotipos pincelados en su justa medida, algunos de ellos totalmente prescindibles, sin demasiadas pretensiones y carentes de profundidad.

Sintetizando: "El triciclo rojo" es un thriller policíaco de entretenida lectura que sumerge al lector en un viaje a los recovecos más recónditos de la psique humana, mostrando su rostro más ponzoñoso. Una historia de compleja trama en la que se mezclan demasiados temas y cuyo ritmo se ralentiza en ocasiones para luego hacerse más brioso conforme nos acercamos al desenlace final. El debut literario de un autor al que comparan con el afamado Stephen King, aunque creo que de momento ni se le acerca, pero al que pienso seguir porque promete.

Y como siempre digo, esta es la opinión personal de una simple lectora, no de una crítica literaria.

22 comentarios:

  1. Hola!
    No conocía este libro y me has dejado con ganas de leerlo, me lo apunto.
    Besitos :)

    ResponderEliminar
  2. Si lo hubiera pillado este verano seguro que me hubiera animado a leerlo pero ahora creo que ya lo voy a dejar pasar.
    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Pues no sé si leerlo o no, por una parte me parece interesente y los thriller me gustan, pero que en ocasiones sea más lento y no todo cuaje, me echa un poco para atrás. Aunque si me dices que promete, pues habrá que darle una oportunidad...
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Yo lo voy a dejar pasar, de momento voy servida.

    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Pues pinta bien pero tampoco parece destacable por nada especial y de esos hay muchos y con tanto pendiente...
    besos.

    ResponderEliminar
  6. Voy a probar a encontrarlo en francés. No pinta mal, pero como dice Manuela, hay tanto pendiente... Un beso

    ResponderEliminar
  7. Hola guapa, llama la atención, así que lo tendré en cuenta.
    Un besazo

    ResponderEliminar
  8. Hola! No pinta nada mal, no me importaría leerlo pero será más adelante, ahora mismo prefiero centrarme en otros libros que me llaman más.
    Besos!

    ResponderEliminar
  9. No sabes cuánto me tientas con lo de la trama tan compleja como un sudoku diabólico, pero me lo voy a pensar. Besos

    ResponderEliminar
  10. Pues con ese par de peros incluidos y todo me lo leería sin ninguna duda, me gusta muchísimo todo lo que nos has contado, ya sabes, el thriller es lo mío.

    Besitos 💋💋💋

    ResponderEliminar
  11. ¡Hola! Lo cierto es que pinta bien y siempre nos gusta descubrir a nuevos autores. A ver si entre tanto pendiente podemos hacerle un hueco.
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Desde luego, ese principio del triciclo a toda velocidad por las calles de Nueva York es para apuntarse la novela ya. Aunque esa pérdida de ritmo que dices, igual es para pensárselo. Lo dejaré de momento. A ver qué va surgiendo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  13. No lo descarto, si me lo tropiezo lo leeré. Besinos.

    ResponderEliminar
  14. Lo dejaré para más adelante. Ahora me apetecen más otras lecturas. Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Lo del ritmo que se ralentiza es lo que me echa para atrás. Por el momento lo dejo pasar :)

    ResponderEliminar
  16. No tiene mala pinta, me lo dejo apuntado.

    Saludos

    ResponderEliminar
  17. Aunque tiene un comienzo prometedor no parece tan bueno como para hacerle hueco ahora mismo. Este lo dejo pasar que no llego a todo y hay que seleccionar.

    ResponderEliminar
  18. ¡Hola! Eso de que lo comparen con King..., en fin, ya veo que para tu gusto ni se le acerca. Me gusta lo que cuentas de este thriller policiaco (también podría ser psicológico, ¿no?
    Besos

    ResponderEliminar
  19. No tiene mala pinta, parece una lectura entretenida. No será para lectura inminente pero no lo descarto ;)

    Besitos

    ResponderEliminar
  20. Me ha hecho gracia lo de la bloguera y lo mismo solo por eso le daría una oportunidad, aunque no todo lo que comentas del libro me haya resultado atrayente. Besos

    ResponderEliminar
  21. Pues no pinta nada mal, no me importaría leerlo =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  22. Tiene muy buena pinta. No me importaría leerlo.

    Un beso

    ResponderEliminar

 
Designed by Beautifully Chaotic