13 de enero de 2021

A prueba de fuego - Javier Moro



FICHA DEL LIBRO
Editorial:
Espasa
Año de edición:
2020
Páginas:
424
P.V.P.
19,90 euros

Sinopsis:

Nueva York 1881: en uno de los barrios más populares malviven el pequeño Rafaelito y su padre, Rafael, un reputado maestro de obras valenciano que lucha por demostrar su talento en la gran urbe. Lo acecha la ruina absoluta. Pero gracias a su genio infatigable, ese hombre alcanzará fama y fortuna al construir los edificios emblemáticos que han dado su perfil a Nueva York. Javier Moro nos presenta al singularísimo Rafael Guastavino, un auténtico genio de la construcción que deslumbró a los grandes magnates norteamericanos, conquistados por las técnicas que empleaba en sus obras para evitar los incendios, el mayor mal de las megalópolis del siglo XIX. Tuvo una vida jalonada de éxitos: de su estudio salieron construcciones tan «neoyorquinas» como la Estación Central, el gran hall de la isla de Ellis, parte del metro, el Carnegie Hall o el Museo Americano de Historia Natural.

Fuente: web de la editorial


Resultado de imagen de separador


Opinión personal:

Este libro atrajo mi atención por dos motivos: por su autor, del que he leído muchos de los títulos que ha publicado, y por tener una trama relacionada con la Historia del Arte, más en concreto con un arquitecto cuya obra tocamos tenuemente cuando estudiaba la carrera, pero que me dejó tal poso que no lo podía obviar. Hoy os traigo mis impresiones sobre "A prueba de fuego", una novela que nos sitúa en la ciudad de Nueva York a finales del siglo XIX y presenta la vida de Rafael Guastavino, un talentoso arquitecto español que dejó su impronta en más de un millar de obras, repartidas por buena parte de la costa Este de los Estados Unidos. Un icono desconocido en su tierra, cuyo trabajo ha desafiado al tiempo.

Sin hablar una palabra de inglés y acompañado por su esposa y tres hijos, Rafael Guastavino llega a la cosmopolita ciudad de Nueva York para labrarse un futuro en aquel país de las oportunidades, con una idea en mente: la de construir edificios a prueba de fuego. Unos meses después de su llegada, tras una pelea conyugal, su mujer hace las maletas y se marcha con sus dos hijas de nuevo a Barcelona. Abandona a su pequeño Rafaelito, de nueve años, dejándolo a cargo del padre. Un niño que crecerá sin apenas referencias de lo que es una familia normal, al que le tocó madurar antes de tiempo y que se convierte aquí en el narrador protagonista de la vida de su padre, siendo su voz y su báculo.

Escrita con una prosa cuidada y sencilla para cualquier lector, una trama articulada en un total de setenta y cinco capítulos de corta extensión, lo que contribuye a facilitar una lectura fluida, de la mano de un narrador en primera persona que es el hijo de nuestro protagonista y destacando la exhaustiva labor de documentación llevada a cabo por el autor, que se materializa en una sobresaliente ambientación, nos veremos inmersos en un  interesante recorrido por el trabajo realizado en Norteamérica y por la vida de este olvidado arquitecto valenciano desde el mismo momento en el que puso el pie en aquel país de las oportunidades que crecía de manera asombrosa.

Una novela que nos irá descubriendo a un individuo idealista y visionario que patentó un sistema de construcción ignífugo inspirado en la bóveda tabicada mediterránea. Un hombre con una vida personal hecha trizas y la profesional sometida a los avatares de un país inestable y pobre, que vio como única salida emigrar. Además tuvo un turbio motivo que le dio el empujón definitivo para poner tierra de por medio, pero que no voy a mencionar porque prefiero que lo descubráis vosotros si os animáis a leerlo. Alguien hecho de luces y sombras, que profesionalmente fue la máxima referencia de su hijo. Un apasionado de su trabajo, de carácter arrollador, un completo seductor con muchos líos de faldas a sus espaldas, pero que como las monedas tenía otra cara: fue un pésimo hombre de negocios. Su situación económica era como una montaña rusa, cuando tenía dinero se le iba como arena entre los dedos, pero cuando esta era insostenible vivían en la más absoluta miseria.

Como ya he comentado anteriormente, el aspecto más destacable de este arquitecto y el que se comentó en un par de clases cuando estudiaba la carrera, fue su empeño en compartir con el mundo las virtudes incombustibles de un sistema económico patentado por él: la bóveda tabicada, construida sin necesidad de recurrir al uso de la madera. Esta lectura me ha hecho interactuar en la red buscando información de las distintas obras en las que participó Rafael Guastavino y además el libro se completa con algunas interesantes fotografías de verdaderas maravillas constructivas. Os recomiendo que echéis un vistazo a imágenes de la neoyorkina Estación de City Hall o las bóvedas del Museo Americano de Historia Natural en Central Park West.

Sintetizando: "A prueba de fuego" es una novela que desgrana la vida de Rafael Guastavino, quien fue considerado como el arquitecto de Nueva York, un  genio que conoció el éxito en España, pero tenía tanta fe en sus ideas sobre diseño y construcción que lo dejó todo y se marchó con ellas a Norteamérica, donde marcó estilo. Un título en el que prima la parte narrada sobre la dialogada, que no todos los lectores van a disfrutar por igual, y recomiendo si eres un apasionado del arte en general y de la arquitectura en particular. No obstante, si tienes interés en descubrir personajes que dejaron su impronta en este mundo con un trabajo impresionante…esta es tu novela.

Y como siempre digo, esta es la opinión personal de una simple lectora, no de una crítica literaria.

23 comentarios:

  1. Buenos días:
    Conozco la obra del arquitecto, ya que yo también lo estudié durante la carrera. En los últimos años se le ha dedicado algún reportaje en televisión. Sin duda, me parece un libro muy interesante y espero hacerle un hueco durante el 2021 para poder leerlo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Curioso lo que cuentas, porque yo he leído hace poco La vida de Guastavino y Guastavino, y el comienzo de su andadura americana no es exactamente igual. Rafael Guastavino «aterriza» en Nueva York con su amante, las dos hijas de ella y su hijo pequeño, Rafael Jr. Dejando esto a un lado, me gusta cómo Javier Moro suele tratar las historias, así que no descarto leer este libro para conocer más a Guastavino.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. La disfruté un montón porque me resultó tan interesante su vida que es como una novela de aventuras urbana y de autentico buscavidas con una gran talento.

    ResponderEliminar
  4. Leí hace unos días la reseña de Fesaro, que me convenció ya de que tenía que leer este libro y la tuya me confirma que no tengo que dejar escapar este libro.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola!
    Pues no conocía al autor, pero este libro parece muy interesante y la ambientación me gusta mucho.
    Besitos :)

    ResponderEliminar
  6. Guastavino es un referente en casa donde los arquitectos nos vienen de serie 😁 Me encantaría leer la novela, ya lo creo.

    Besitos 💋💋💋

    ResponderEliminar
  7. Hola, de Javier Moro solo he leído El sari rojo, que me gustó mucho. Me apunto esta. Besinos.

    ResponderEliminar
  8. No la veo para mí. Ya de primeras, no me atrajo su sinopsis. Pero tampoco me atrae lo que cuentas así que la dejo pasar.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. He leído dos novelas de Javier Moro que me han gustado. Creo que esta también me gustará por lo que la apunto.
    Había leído alguna reseña más, pero la tuya me ha terminado de convencer.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  10. Todas las novelas que he leído de este escritor me han trasladado hasta los lejanos lugares donde se ambientaban, disfrutando mucho de ellas, por eso tengo claro que la voy a leer más temprano que tarde. Besos

    ResponderEliminar
  11. No conocía el libro ni al arquitecto que lo protagoniza, pero has hecho que me pique la curiosidad al ser de mi tierra. Un beso

    ResponderEliminar
  12. ¡Hola! Me alegro que sea una novela de la que has disfrutado. Personalmente no es una lectura que me llame especialmente la atención, por lo que en esta ocasión prefiero dejarla pasar. ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  13. Hola, Marina. Me encantaría leerlo ya que leí Mi pecado de Javier Moro y me gusto muchísimo. Gracias por tus impresiones.

    Besos y felices lecturas.

    ResponderEliminar
  14. No he leído nada del autor, pero esta novela no termina de llamar mi atención.
    Besos.

    ResponderEliminar
  15. Me gusta este autor. Esta novela, en concreto, no me llama, pero no la descarto de primeras.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Me han recomendado mucho al autor y siempre duele una reseña suya me dan ganas de leerlo pero nunca me termino de animar a ver si este año por fin lo descubro

    ResponderEliminar
  17. Pues parece una novela interesante. No conocía al arquitecto, mis conocimientos de arte se quedan en la Edad Moderna, jeje...
    Un besazo

    ResponderEliminar
  18. Lo tengo y lo estoy leyendo en estos momentos, me gusta la ambientación y descubrir la vida de este compañero de profesión, porque su obra ya la conocía a grades rasgos. Un saludo

    ResponderEliminar
  19. Hola Marina!! Aunque no es lo que suelo leer, creo que estaría bien. Me lo llevo bien anotado y gracias por el descubrimiento. ¡Fantástica reseña! Besos y feliz año!!

    ResponderEliminar
  20. ¡Hola! ^^
    No es el tipo de libro que yo suelo leer, y tampoco me interesa el tema, así que seguramente no lo disfrutaría.
    Besos!

    ResponderEliminar
  21. Yo tengo Pasión India en mi estante esperando a no se qué. Esta a priori no es que me llame demasiado así que la dejo pasar. Me alegra que a ti te haya gustado aunque lo tenías fácil con el gancho del personaje.
    Besos

    ResponderEliminar

 
Designed by Beautifully Chaotic